Cuando las cosas llegan a cierto nivel de complejidad lo mejor es ddocumentar lo que está haciendo. En mi trabajo como dueño y socio de empresas de desarrollo de Software, me encuentro a menudo teniendo que revisar mis archivos o crear achivos para que quede claro a terceros, o clientes, porque se tomó alguna decisión de diseño o de negocios específica.

Hay cosas que van digitales, para que quede copia respaldo o transimitirla, ya que otras cosas como cuadernos de notas son a veces traspapelados por personas maravillosas y creativas como mi esposa.

Uno de los mecanismos que mas uso para controles digitales es una serie de dos o tres series documentos con estandard de MOPROSOFT. A los clientes o terceros solo les paso el PDF y el documento lo hago en word, respaldado en uno de mis sitios web.

  • Serie Notas de entorno, foliado con explicaciones de porque lo hicimos de este modo
  • Serie Artefactos (Artefactos de Moprosoft)
  • Acuses de recibo de Capacitaciones impartidas.

El contenido es estandard y consecutivo, con notas opcionales tipo “este documento sustituye al NE-16” / “Este documento es obsoleto. El nuevo documento es NE-18” y el típico “Este documento es de uso interno, no es versión definitiva, no incluye tiempo de entrega”.

El problema al que me encuentro es que debo empezar de nuevo con un cliente mi lista, debido a que la continuidad de lo anterior me mete en mayores problemas por el numero de Notas de entorno (220 en cuatro años) donde las circunstancias cambian y por lo mismo son de algun modo sensibles y no creo necesario referirme a documentos anteriores, asi que empiezo una nueva serie de documentos. Aprovechando que el cliente usa dos razones sociales diferentes y que va a a cambiar de una a otra, empiezo esta nueva serie de Notas de Entorno por los motivos mencionados.